¿IMPACTO POR EL «IMPEACHEMENT» A TRUMP?. PREDICCIONES WALL STREET PARA 2020: S&P500->3.400. ESTRATEGIAS RECIENTES, +20% y +7%.

El pasado año las estimaciones del consenso de Wall Street para crecimiento del Beneficios del SP500 apuntaban a $178 por Acción. Las previsión más próxima actual indica que fueron demasiado optimistas y apunta a los $163 por acción, un 8.5% por debajo.

Basados en esas previsiones optimistas, también el consenso de expertos calculaba que la proyección del S&P500 para el cierre de 2019 quedaría en el rango 3.000 – 3.100 puntos.

Sin embargo, en lugar de $178 los beneficios quedarán un 8.5% por debajo, en la zona $163, pero el SP500 cotiza en 3.205 puntos, casi un 7% por encima de las proyecciones más modestas. 

Hoy el consenso de Wall Street apunta a un cierre de 2020 en el entorno de los 3.400-3.500 puntos y de nuevo, basado en unas estimaciones de beneficio de $178 por acción.

Es decir, justificado en las mismas previsiones de beneficio, los expertos financieros proyectan que el SP500 ahora, sin embargo, debería subir 400 puntos más.

El año próximo se presenta de gran interés, año presidencial USA con estadística de comportamiento favorable para las bolsas en un 75% de ocasiones, frente a un mar de escollos y riesgos económicos y financieros que como se ha convertido en costumbre, la Reserva Federal tratará de comprar emitiendo más deuda.

S&P500, 15 minutos

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es SP-15-min-1.png

Cualquier escenario es posible bajo la determinación de inundar el sistema con dinero y deudas que muestran las autoridades.

No obstante, después de unas alzas del 30% en 2019 tan poco justificadas por fundamentales, más bien debidas exclusivamente a expansión de múltiplos, y en atención a lecturas de pauta, de diversos indicadores y testigos, invertir en el más corto plazo reviste riesgo.

Un riesgo, además, no compensado por la rentabilidad esperada

S&P500, 60 minutos.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es SP-60-min-5.png

El catálogo de riesgos actuales, ahora se amplía con el riesgo político una vez que el Sr Trump ha sido formalmente investigado (impeachement) en el Congreso por dos presuntos delitos, abuso de poder y obstrucción al Congreso, que podrían prosperar y terminar con la carrera de POTUS anticipadamente.

Trump es el tercer presidente USA, de 36, que se enfrenta a ser destituido vía «impeachement» en 231 años.

Los anteriores fueron Andrew Johnson, en 1868, que no prosperó. Richard Nixon tras el famoso «Watergate» que optó por dimitir en 1974. Bill Clinton atravesó el proceso de impeachement y en 1999 pero resultó absuelto. 

¿Por qué el mercado ha ignorado todo el proceso, iniciado el 21 de octubre, y no ha respondido a la aprobación reciente del Congreso con la volatilidad esperada?.

Probablemente debido a que Wall Street espera que, como sucedió con Bill Clinton, el senado de mayoría republicana termine absolviendo a Trump.

Hasta entonces, los grandes inversores se mantendrán más prudentes y en espera de la confirmación definitiva, asunto que unido a la situación técnica y lecturas extremas de mercado se traduce en vulnerabilidad.

Recordemos que la curva de tipos continúa positivizando su pendientes, desde lecturas negativas mantenidas durante meses, y numerosos expertos de Wall Street continúan señalando el evento con optimismo, quizá sell side o quizá son tan jóvenes que no recuerdan el comportamiento de economía y mercados cuando la curva se comporta así.

Se trata de un testigo peligroso, por fiable, que anticipa recesiones económicas con gran precisión, vean gráfico siguiente, además de giros de mercado importantes: 

The Yield Curve Has Un-Inverted: Now What?

Existe un desfase temporal entre las señales de la curva de tipos y la materialización de los riesgos que anticipa, la recesión económica puede retrasarse hasta 30 meses, tal como sucedió en el año 2.000, o sólo 10 como en la recesión de principios de los años 80.

Actualmente, la curva se invirtió por primera vez hace más de 10 meses y como referencia del pasado, conviene monitorizar la pendiente de la curva hasta que alcance un diferencial (10 años vs 3 meses) de +75 puntos básicos, entonces, tal como ha sucedido en el pasado, la recesión presumiblemente será inminente.

Aunque el mercado de acciones suele reaccionar, comienza a caer, con cierta anticipación también variable según casos, próxima a los 6 meses.

De ahí la importancia de vigilar el comportamiento de las bolsas con prudencia, el viento corre a su favor en 2020 por la estacionalidad presidencial o los chorros de liquidez pero el destino no está escrito y cualquier adversidad repentina hoy no contemplada -Black Swan- o continuidad en el deterioro fundamental macro y micro se puede traducir en el motivo esperado para el inicio de una corrección debida tras tantos años de alzas y gran rentabilidad obtenida. 

S&P500, semana

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es SP-semana-3.png

NASDAQ-100, semana

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es NAZ-semana-2.png

El año próximo se presenta realmente interesante, con un mercado bursátil USA subiendo, frágil pero asistido, perdiendo fuelle y ganando incredulidad de los grandes gestores globales, presumiblemente habrá mayor volatilidad que este 2019 y giros abruptos de mercado que a buen seguro crearán jugosas oportunidades de inversión.

Las estrategias hoy abiertas avanzan muy positivamente y su aspecto invita a esperar ganancias adicionales, BIDU aumula una rentabilidad próxima al 7% y el azúcar, vía 3SUL, casi el 20%.

BIDU diario

3SUL, diario

Los mercados están intervenidos como nunca antes.

Las autoridades pretenden comprar estabilidad contra deuda «ad infinitum» pero el exceso de deuda es una de las principales fuentes de inestabilidad para el largo plazo.

Aunque el éxito de la manipulación de los últimos años es evidente, llegará el día de la verdad o «Day of Reckoning» tal como deslizó el presidente de la FED en un comentario público reciente. 

Entre tanto, convendrá seguir analizando los acontecimientos sin dejarse llevar por brotes de pseudo-optimismo y evitar, de repente, ignorar el riesgo y disparar la ponderación de activos de riesgo en cartera.

Hay que ser muy selectivo y seguir consejos de sabios como John Maynard Keynes: “When the facts change, I change my mind. What do you do, sir?”

Contra todo pronóstico y frente a las recomendaciones más extendidas, aventuro a aconsejar gran prudencia con los grandes ganadores 2019 en la bolsa USA, Apple y Microsoft han registrado subidas estelares en los últimos años pero alzas con semejante ángulo y tan extendidas son insostenibles en el tiempo. Llegado el momento, el escenario más probable sugiere corrección futura de al menos un 20% en cada valor.

BUEN FIN DE SEMANA A TODOS !!!

Esta entrada fue publicada en Boletín Macro y Mercados, Laboratorio de ideas. Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.